domingo, 3 de enero de 2010

TECNOLOGIA DE LA INFORMACIÓN Y LAS COMUNICACIONES

Es indiscutible hoy en día que la educación, la información, el desarrollo del conocimiento y la capacidad de innovación tecnológica son determinantes en los resultados económicos y beneficios sociales de una región o país. En particular el conocimiento y el desarrollo de procesos de aprendizaje (en el más amplio sentido, tanto en lo social como económico) se convierten en elementos claves en la generación de ventajas competitivas de los agentes económicos.

La introducción masiva de las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones, conocidas por las siglas TICs, está influenciando fuertemente la estructura y dinámica de los procesos económicos y sociales, redefiniendo aceleradamente las formas de producir, vender y competir, en prácticamente todos los sectores productivos de bienes y servicios; y también, en las nuevas formas de educar, de interacción y comunicación entre la gente y organismos de la sociedad, y de comunicar y controlar las acciones de gobierno. Las TICs están transformando profundamente las economías domésticas y mundial, pues permiten generar riqueza a distancia y en red, superando las fronteras geográficas y políticas. La nueva economía no está centrada principalmente en los recursos naturales, que por cierto cada día más son más importantes en el contexto de la creciente demanda mundial, sino en los flujos electrónicos de información y conocimiento. Pero el valor diferencial, en términos de productividad y competitividad, no está ceñido a lo que las computadoras pueden producir, sino a la creatividad del hombre que motiva la innovación sobre los usos de estas herramientas. Nadie podrá permanecer al margen de este proceso revolucionario que supone la incorporación masiva de estas herramientas en la sociedad, puesto que los beneficios que aportan son por demás relevantes: (i) elimina las barreras de tiempo y espacio y facilita las comunicaciones; (ii) Internet, como herramienta estándar de comunicación, permite un acceso igualitario a la información y conocimiento; favorece la cooperación y colaboración entre distintos actores, aumenta la producción de bienes y servicios de valor agregado; y potencialmente, eleva la calidad de vida de los individuos.

Los gobiernos inteligentes tampoco pueden permanecer indiferentes a la Sociedad de la Información, ya que son conocidos los beneficios de estas nuevas tecnologías aplicadas a su propia gestión: constituyen pilares fundamentales para modernización, efectividad y eficacia del Estado; aportan transparencia al sector público; acercan el gobierno a los ciudadanos y permiten la participación de la población en los procesos de toma de decisiones; favorecen a la descentralización; aceleran los tiempos de gestión y permiten la producción de mayor cantidad y calidad; facilitan las tareas de control internas y externas; y aumentan considerablemente la posibilidad de compartir recursos. Puede citarse como ejemplo, la inversión del gobierno español de U$S 1.200 millones en investigación y desarrollo en el área de  las TICs para el año 2003.

La capacidad para utilizar las TICs en el desarrollo de la vida política, económica y social, dependerá principalmente del éxito en formar una fuerza de trabajo a escala local y nacional y estimular la capacitación laboral continua en tecnologías digitales. Por todo ello, y por el hecho de que las TICs atraviesan transversalmente a todos los sectores sociales y económicos, es que se considera estratégico su desarrollo y su introducción como herramienta e instrumento para mejorar la educación, aliviar la pobreza, promover el desarrollo económico-social sustentable y la transparencia y el buen gobierno. Esto exige una política de estado con acciones concretas para iniciar un desarrollo sostenido del sector científico-tecnológico de las TICs, e indirectamente a través de su vinculación con los sectores productivos y sociales contribuir a un crecimiento equitativo y estable del país.

A pesar de la trascendencia estratégica de investigar, manejar y usar las TICs, tanto en el contexto nacional como internacional, Argentina no tuvo políticas de Estado de estímulo de estas tecnologías. Existe una fuerte debilidad en lo que se refiere a las instituciones de investigación y asistencia tecnológica nacional en el campo de las TICs. Son muy pocas las universidades en donde se hace investigación y desarrollo en ingeniería de “software” y “hardware” para comunicaciones y procesamiento de la información, y en general, éstas tienen poco contacto con compañías del sector privado. Se observa además, un escaso grado de “asociatividad” y cooperación entre las firmas del sector.

Desde la perspectiva de la importancia de las TICs en el nuevo paradigma productivo, las restricciones para nuestro país se centran en la poca cantidad de micro, pequeñas y medianas empresas de base tecnológica locales en el área de las TICs; y en el tipo de formación académica específica alcanzado, con relación a la ausencia de una masa crítica de graduados de elevado nivel de calificación y pocos lugares de excelencia y de formación de alto nivel. Sólo 13 de las 37 carreras de posgrado en informática han sido acreditados por la Comisión Nacional de Evaluación Universitaria (CONEAU). En Argentina sólo existirían 30 personas con doctorados en áreas relacionadas con el “software”, según el informe del IAD (2000), limitando esta carencia la efectividad de los programas de cooperación internacionales de investigación científica. Los análisis indican que son pocas las instituciones que exceden la formación básica para el ejercicio regular, y que también son escasas las que poseen docentes –investigadores con dedicación exclusiva y con programas regulares de investigación. Se constata asimismo la ausencia de carreras de doctorado de larga duración. En este contexto general de relativo bajo nivel, se destacan algunas experiencias universitarias de formación y de consultoría, que representan “islas de excelencia” y que tienen como objetivo formar profesionales del nivel de las mejores instituciones educativas especializadas en el mundo.

En cuanto al área de comunicaciones, no puede decirse que el proceso de evolución de las carreras de grado fue similar al de las tecnologías de la información. Sin embrago, el gran desarrollo de las telecomunicaciones y el gran crecimiento del sector privado en las últimas décadas ha ocasionado una migración de docentes-investigadores formados desde el sector académico al privado, produciendo desgranamiento y vaciamiento de los equipos de investigación de importantes centros de investigación y desarrollo del país en el área. La falta de recursos humanos en el sistema académico y la falta de inversiones en la incorporación de equipamiento específico de alta calidad y tecnología avanzada en el área de las comunicaciones, genera una carencia significativa en el área. Carencia que es observada por la CONEAU, en el proceso de acreditación de las carreras de ingeniería electrónica del país. A su vez, los mejores estudiantes del área de la ingeniería electrónica suelen ser requeridos por empresas privadas antes de finalizar su formación académica, lo que evita la incorporación y realimentación de nuevos agentes al sistema académico, y por ende, la formación de recursos humanos a nivel de posgrado. Esto puede observarse si se analiza la muy baja cantidad de becarios de CONICET en esta disciplina.

Por todo los expuesto, desde el Estado es esencial y fundamental considerar a las TICs en el marco de un plan estratégico que potencie y desarrolle estas áreas, mediante políticas y acciones concretas de formación superior de docentes investigadores, generación de proyectos de Investigación y desarrollo y mejoramiento de la infraestructura experimental. Incluir las TICs como una de las áreas de vacancia significará una de las primeras acciones significativas desde el Estado de estímulo, promoción y fomento a la investigación, desarrollo, formación de recursos humanos altamente calificados y transferencia a los sectores productivos de una de las tecnologías consideradas en el ámbito mundial más estratégica en el desarrollo de la Sociedad de la Información.

Entre sus objetivos específicos procurará también fomentar y promover proyectos de investigación, desarrollo e innovación tecnológica para desarrollar sistemas informáticos y electrónicos de comunicaciones y control automático aplicados, que permitan: mejorar la organización y control de la producción, la administración y la comercialización (e-comercio); modernizar y optimizar los sistemas de logística y control de inventarios, la gestión financiera y flujos de fondos; desarrollar sistemas inteligentes de información y control para la gestión; modernizar la administración desarrollando el gobierno electrónico (e-gobierno); mejorar la conectividad y el acceso a la información y conocimiento de calidad de dominio público a través de intranets e Internet (e-inclusión); desarrollar plataformas y sistemas inteligentes abiertos para educación (e-aprendizaje) y salud (telesalud).


Las líneas temáticas estratégicas a desarrollar en este Programa de Áreas de Vacancia son:

1) Ingeniería de Software: Métodos, Técnicas y Estándares de Desarrollo de Software

El software es un componente presente en prácticamente todos los aspectos de la vida actual y, por consiguiente, se ha convertido en una necesidad creciente En consecuencia, su producción es un motor económico de gran importancia, tanto por el valor de los productos generados como por tratarse de una actividad que requiere gran cantidad de recursos humanos calificados. El interés común es lograr insertar a Argentina en la producción de software para el mundo, con estándares de calidad internacionales. Producir software que se ajuste a dichos niveles de calidad implica la posibilidad de introducirse en un mercado con grandes perspectivas de futuro. Sin embargo, la realidad actual indica que nuestro país aún dista considerablemente de tener un desarrollo suficiente para satisfacer estos requerimientos, tanto desde el punto de vista de la disponibilidad de recursos humanos adecuadamente formados como de la existencia de empresas con procesos de producción de software establecidos. De este modo, se considera de primordial importancia apoyar el desarrollo de la Ingeniería de Software, disciplina básica para la generación de software, la cual se encarga de investigar e implementar métodos y técnicas de desarrollo que apuntan a maximizar la calidad del software producido. La Ingeniería de Software engloba un conjunto amplio de disciplinas, tales como administración de proyectos, definición y mejoramiento de procesos, factores humanos, aseguramiento de calidad, diseño, programación y validación de software, las cuales conforman una columna básica de conocimientos que requiere ser consolidada en el ámbito académico para ayudar a formar recursos humanos que luego tengan un alto impacto en la industria del software que se pretende desarrollar.


2) Aprendizaje de Máquina y Minería de Datos: Extracción Automática de Conocimiento de Grandes Bases de Datos y Aplicaciones en Bioinformática.

El Aprendizaje de Máquina (AM) se ocupa de cómo hacer que las computadoras aprendan. Es decir, cómo generar programas computacionales que automáticamente mejoren su eficiencia con el uso. Este campo es capaz de liderar una segunda revolución informática, en la cual se dote a las computadoras de características ‘inteligentes’. Aplicaciones recientes han ya impactado fuertemente en problemas para los cuales es muy difícil desarrollar un software en la manera tradicional (por ejemplo, reconocimiento de imágenes y sistemas que deben adaptarse al cliente). Un área donde las técnicas del AM han encontrado una muy importante aplicación es la Minería de Datos (MD), es decir, la extracción de información estructural, potencialmente útil, implícita y previamente desconocida, de grandes bases de datos. La acumulación incesante de datos en todas las áreas del quehacer humano –finanzas, producción, salud, servicios, desarrollo social,...– y sobre fenómenos naturales –cambios climáticos y atmosféricos, inundaciones, etc.– requiere metodologías automatizadas de extracción de información de los mismos. El manejo eficiente de esta información masiva es de enorme impacto económico y social, por lo que el desarrollo de esta área de vacancia es esencial para el país. Por otro lado, la ubicuidad de las técnicas utilizadas en MD les permite permear cualquier campo del conocimiento en el que se acumulen grandes volúmenes de datos. En este sentido, una aplicación especialmente novedosa es la “minería de datos genómicos”, un aspecto central de lo que recientemente se ha dado en llamar Bioinformática. Este campo, de interdisciplina entre Biología Molecular e Informática, está impulsado por los proyectos genoma y la promesa de una nueva era en la cual la investigación genómica pueda ayudar a mejorar la condición y calidad de vida humana.


3) Nuevas Tecnologías en Redes de Información

En la actual Internet millones de usuarios hacen uso de las aplicaciones Web, correo electrónico y servicios de audio y vídeo. No obstante, las aplicaciones Web presentan fallas de escalabilidad y los servicios de audio y vídeo son de baja calidad. Por otro lado, la calidad de extremo a extremo no es confiable. Del modelo “best effort” de las primeras redes IP se ha pasado a modelos donde conviven diversas políticas de calidad de servicio (QoS) y clase del servicio (CoS) para dicho tráfico. Este nuevo paradigma permitiría la convergencia finalmente a redes de voz, datos y vídeo. En 1996 se inició, en EE.UU., un proyecto denominado Internet2 (I2). En dicho proyecto se trabaja en la “Internet del futuro”, la cual contaría con miles de millones de usuarios y dispositivos y permitiría la convergencia de las actuales aplicaciones y servicios (superando las fallas de escalabilidad y garantizando calidad de punta a punta). Por ello, es importante que Argentina inicie una línea de I&D sostenida en el desarrollo de aplicaciones de redes avanzadas y nuevas tecnologías que aceleren la creación de la Internet del mañana. Las temáticas a considerar incluyen, entre otras: redes multiacceso, ruteo, mecanismos de control de congestión, calidad de servicio (QoS) y clase de servicio (CoS) en redes de conmutación de paquetes. Asimismo, se incluye el estudio de elementos de computación distribuida, servicios de nombres, seguridad, ‘caching’ y redes de contenidos, y el diseño de servicios de red (ej. Multimedia, servidores de archivos y Web).

Se aceptarán también proyectos en las siguientes líneas de interés nacional aunque de escaso desarrollo local:


4) Transmisión de datos por líneas de energía eléctrica para aplicaciones comerciales, industriales y doméstica

La tecnología de redes de comunicación informáticas se ha incorporado en la infraestructura de las administraciones de las compañías y está comenzando a invadir el hogar,  transportando datos e información a través de señales de voz, televisión, cámaras de vigilancia y alarmas, comandos para el telecontrol y acceso a Internet, entre otras. Actualmente cada uno de los servicios y sistemas nombrados anteriormente posee su propia red física (alámbrica e inalámbrica) con sus correspondientes protocolos de comunicación. La integración de todos los sistemas en uno solo general y funcional constituye una tarea ardua y costosa desde el punto de vista tecnológico. La solución para este problema es disponer de una única Red Informática que centralice toda la información, en la cual todos los dispositivos “inteligentes” puedan conectarse. Es de vital importancia que ésta red única sea económica, fácil de mantener, y presente un buen desempeño en cuanto a velocidad de transmisión de datos, seguridad de la información y robustez. Históricamente las redes que han tenido el amplio dominio en la automatización de los hogares son las telefónicas, destacándose actualmente dos: (i) “Wireless” (telecomunicación sin cables) y (ii) PLT (“Power Line Telecomunication”). “Wireless” se está expandiendo  como elemento de conexión de la último tramo (1.5 km) a una red local que opera con PLT. La comunicación PLT se basa en la utilización de los cables ya instalados de la línea de energía eléctrica como medio físico para transmitir información. Las características básicas que justifican la investigación y el desarrollo de nuevos sistemas PLT basado en procesamiento digital de señales (DSP) se debe principalmente a que el sistema PLT es una implementación muy económica y eficiente para las redes informáticas en el hogar y/o PYMEs, la cual no necesita nuevos cables o cableado especial disponiendo de una conexión a la red en cada tomacorriente, pudiéndose distribuir físicamente por todo el hogar o la empresa. Además, es una red sencilla de expandir y de mantener. Las investigaciones y el desarrollo de está tecnología está generando expectativas de crecimiento de su mercado en el corto-mediano plazo, debido a su adopción en el campo de la domótica, desarrollo de edificios inteligentes, bajando los costos operativos para la implementación de teletrabajo, teleeducación y conexión a Internet, entre otras. Esto motiva realizar esfuerzos tanto en investigación y desarrollo como formación de recursos humanos en este campo, de manera tal de poder manejar, desarrollar e innovar en esta tecnología de punta del área de las comunicaciones.


5) Diseño y desarrollo de circuitos integrados y “hardware” reconfigurable para comunicaciones, dispositivos inteligentes transmisores / receptores de datos, sensores visuales, acústicos y variables ambientales

La industria mundial de microelectrónica representa en EEUU un mercado de U$S 1.500 miles de millones, que se duplica cada 18 meses, y la fabricación de circuitos semiconductores a un volumen cercano a los U$S 200 miles de millones. Constituye una de las actividades económicas de mayor valor agregado en el mundo. Sin embargo, Argentina, y de hecho Latinoamérica en su mayor parte, no forman parte de este sector productivo. El atraso tecnológico histórico en esta área nos ha convertido por el contrario, en un país consumidor de estos productos. La electrónica de Circuitos Integrados (CI) consiste en la construcción de circuitos sobre una pastilla o “wafer” de un material semiconductor como el silicio. Esta Industria posee un valor agregado muy alto, tanto por el valor del equipo requerido como por la alta preparación del personal necesario. De acuerdo a un informe reciente de la “Semiconductor Industry Association” (SIA), durante este año se fabricarán 100 millones de transistores por cada persona del planeta. Este número crecerá a 1000 millones en el año 2008. Este hecho, en Asia, suele referirse a los circuitos integrados como el “arroz” del mundo moderno. Es claro que se trata de un mercado muy grande, y lo que es más importante, en continuo y sostenido crecimiento. Es claro entonces que, el ingreso de Argentina a este mercado, en alguna parte de la cadena de valor redundaría en grandes beneficios económicos, y por ende, social. Otro mercado asociado emergente es el diseño de circuitos electrónicos basados en el FPGA (“Field Programmable Gate Arrays”), cuya tecnología permite el desarrollo de hardware reconfigurable a muy bajo costo;  estos circuitos son de elevada flexibilidad y su ciclo de diseño es más simple y corto que el de un “custom VLSI chip” o un ASIC (“Application-Specific Integrated Circuit”). Los FPGAs pueden integrar una elevada cantidad de lógica programable en un simple circuito integrado, pueden operar a frecuencias de “clock” similares a los microprocesadores actuales, y presentan además, una alternativa potente con relación a la flexibilidad y a su bajo costo. Es por ello, que los mismos,  están siendo utilizados para la implementación de algoritmos típicamente paralelos o que requieran correr en un “hardware” ad-hoc, como el desarrollo de redes neuronales artificiales, en procesamiento de señales y comunicación. En particular en el primer eslabón de la cadena, la fase de diseño en ambos casos resulta altamente atractiva y conveniente para ser estimulada en Argentina. En esta fase un equipo de ingenieros realiza el diseño del circuito electrónico utilizando herramientas de “software” para la prestación correspondiente. Una vez finalizado, el diseño se envía a la fábrica. La primera fase no tiene los costos fijos asociados a la fabricación, y el diseño puede ser colocado en el mercado (lo cual se hace en general a través de Internet) con muy buenos márgenes de ganancias.  Esto ha generado el surgimiento de numerosas compañías de diseño denominadas “fabless”, es decir sin fábricas, las cuales solo requieren de ingenieros formados y de herramientas de “software”. En todos los casos su producto final es un diseño protegido por derechos de propiedad intelectual, pudiendo incluir también la construcción de prototipos experimentales funcionales. Esta nueva tendencia ha producido un abanico de nuevas oportunidades y problemas técnicos que van desde el diseño de los circuitos electrónicos y el desarrollo de herramientas de “software” al establecimiento de pautas para asegurar la compatibilidad entre diversos diseños. Estas compañías además definen un perfil tecnológico que sirve de atractivo para inversiones externas y para compañías de tecnología que podrían considerar su instalación en el país. Nuestro país jugaría un papel central en la actualización tecnológica de productos nacionales, en áreas de las industria, comunicaciones, medicina, seguridad, etc. Los cuatro pilares que resultan necesarios  para el desarrollo de tecnología de Circuitos Integrados en el país son: (i) disposición de una base industrial, (ii) “stock” de mano de obra especializada, (iii) compromiso nacional con la investigación y (iv) el desarrollo y una política nacional de promoción de la industria electrónica. Con apoyo nacional en los puntos (iii) y (iv), y un desarrollo paulatino de la industria (i), la generación de un volumen adecuado de profesionales especializados por parte de las universidades y centros de tecnología del país crearían las condiciones para el desarrollo de empresas del tipo “fabless”. Con el adecuado apoyo a nivel nacional y la apropiada formación de recursos humanos es posible crear condiciones favorables para el desarrollo de una industria nacional de tecnología electrónica capaz de contribuir tanto al consumo interno como al externo, generando progreso y fuentes de trabajo.


6) Desarrollo de agentes inteligentes móviles para redes privadas e Internet.

El medio de las telecomunicaciones está cambiando hacia un mercado abierto de servicios de información donde la visión es “información en cualquier momento, en cualquier lugar y en cualquier forma”. En el marco del mercado electrónico, los aspectos de servicio al cliente y la provisión de servicios son de fundamental importancia. Más aún, la provisión de los servicios de telecomunicación para una gran variedad de terminales, por ejemplo, telefonía, computadoras portátiles o asistentes personales digitales (PDAs) y desde diferentes plataformas y redes. En este contexto, un nuevo paradigma ha surgido referido a Agentes Inteligentes. Los agentes inteligentes son definidos en general como entidades con atributos considerados útiles en un dominio particular. Éste es el caso en que los agentes son vistos como entidades que emulan procesos mentales o simulan un comportamiento racional; asistentes personales, donde los agentes son entidades que ayudan a los usuarios a realizar una tarea predefinida; agentes móviles, donde las entidades son capaces de vagar por una red para conseguir sus objetivos; agentes de información, donde los agentes filtran y organizan de forma coherente dados dispersos y no relacionados; y agentes autónomos, donde los agentes son capaces de cumplir acciones no supervisadas. Los atributos más comunes de un agente inteligente son. Adaptación: la habilidad de aprender y mejorar con la experiencia. Autonomía: Dirigidos por el objetivo, preactivos y con un comportamiento propio. Comportamiento colaborador: la habilidad de trabajar con otros agentes para conseguir un objetivo común. Capacidad de inferencia: la habilidad de actuar con especificaciones abstractas. Habilidad de comunicación a nivel de conocimiento: la habilidad de comunicarse con otros agentes con un lenguaje más parecido a los actos de comunicación humanos que a la típica comunicación a nivel de símbolo de los protocolos entre programas. Movilidad: la habilidad de migrar de la plataforma que lo contiene a otra por su propia decisión. Personalidad: la habilidad de manifestar atributos de un comportamiento humano creíble. Reactividad: la habilidad de sentir y actuar de una forma selectiva. Continuidad temporal: persistencia de la identidad y del estado durante largos periodos de tiempo. Los paradigmas de la comunicación basada en agentes han mostrado un potencial enorme para operar en ambientes imprevisibles y metamórficos, como las redes de la informática móviles. Un ejemplo de tareas distribuidas de alto nivel que puede lograrse a través del uso de agentes, se encuentra en el proceso de una transacción electrónica. En este caso es necesario avisar a varias autoridades antes de completar la transacción. Un caso claro puede ser la compra electrónica de un producto de software, en donde es indispensable obtener una comprobación del número de tarjeta de crédito del usuario, cargar la cuenta a la tarjeta de crédito de este, hacer la transacción a la cuenta del comerciante, y finalmente entregar el producto al usuario. Estas tareas requieren de una serie de operaciones de lectura/escritura en varios nodos, dónde deben reforzarse las dependencias causales estrictas (por ejemplo, los fondos deben ser recibidos por el comerciante antes de la entrega del producto). Un área de investigación en la aplicación de agentes inteligentes es el desarrollo de sistemas operativos para Internet, sistemas de apoyo para informática móvil y sistemas para agentes móviles. El uso de sistemas operativos para Internet es un concepto relativamente nuevo. Inspirado por la proliferación de Máquinas Virtuales de Java en navegadores para la red; el ``Internet OS'' intenta definir un set de servicios básicos y esenciales para una aplicación de Internet migratoria y útil en diferentes plataformas.

Fuente: http://www.conicet.gov.ar/becas/archivos_gral/2005/listado_areas_vacancia/tecn_info_y_comunic.doc

1 comentario:

  1. Te quieres Divertir? No esperes más ingresa aquí http://elcasinocaribe.com/get/a/2036399 Te ofrecemos más de 140 juegos Máquinas Tragamonedas, Bingo, Juegos de Mesas como; Póker, Black Jack, Ruleta, Dados, Baccarat. Entra Yá y Reclama tu BONO GRATIS DE BIENVENIDA de Bs 500 llama ya al 08001009212

    ResponderEliminar

Deja tu mensaje. Gracias!